viernes, 10 de febrero de 2012

El nuevo juego


Una de las sorpresas que nos han dejado las próximas designaciones europeas es el hecho que varios árbitros han recibido más de una designación de golpe, sin que el primer partido se haya disputado ya tienen un segundo. Vamos a hablar un poco, cuál es la parte positiva? Y la negativa?

Undiano Mallenco (ESP): ida de dieciseisavos de Europa League y vuelta de octavos de Champions

Proença (POR): ida de octavos de Champions y vuelta de dieciseisavos de Europa League

Qué podemos poner en la parte positiva? Ante todo, creo que eso demuestra la confianza que el Comité de Árbitros de UEFA tiene en los árbitros. Uno de los factores más importantes para mostrar un excelente rendimiento es sentirse valorado, cosa que no sólo pasa en el arbitraje. Ante dos colegiados igual de preparados físicamente y técnica-tácticamente, estoy convencido que el que dirige mejor es el que tenga una estabilidad emocional más sólida. Proença o Undiano (foto) estarán ahora en sus casas con la moral por las nubes. Por lo menos yo lo estaría, y eso no significa confiarse, sino que saben con seguridad que van a responder a las expectativas. Cuidar la autoestima de los árbitros y motivarlos es faena de sus responsables. Encuentro acertado que también árbitros de Élite dirijan en Europa League, así como que Development o First lo hagan en Champions. Debe terminarse eso de que los mismos se repartan siempre el pastel. Si mantienen a los árbitros en esas categorías es que confían en ellos, entonces que actúen en consecuencia. Además, nominaciones más seguidas implica que sin duda estarán mucho más metidos en competición y más concentrados. Tendrán tiempo de planificar al dedillo los días antes y después del partido. Debe de ser raro pitar un día en Málaga, otro en Barcelona...y después de dos semanas en blanco irte a Rusia a pitar Champions. La parte física también mejora, estos atletas están preparados de una forma excelente. Muchas de las grandes citas también se anuncian con antelación, por ejemplo las listas de Mundiales o Eurocopas, y los árbitros antes de acudir a esas citas siguen arbitrando. Qué pasará este verano con la final de Champions? Debería ser para uno de los EUROárbitros, y no hay miedo alguno, puesto que son los mejores.

Cuál es la parte no tan positiva del asunto? Que pasa si Undiano y/o Proença tienen malas actuaciones en sus primeros partidos? UEFA va a mantener las designaciones si hay errores claros que afecten al marcador? Lastrará el primer partido? Si el árbitro no ha tenido una muy buena actuación, cómo se sentirá? Irá más presionado al segundo partido? Quiere UEFA poner a prueba a esos árbitros? Le dará tiempo a cambiarse de ropa interior a Undiano? Y si, por ejemplo, en el primer partido tiene una actuación excelente y en el segundo un muy mal partido? Qué partido pesa más, el último? Undiano ha tenido una temporada europea no muy buena, UEFA hace esto para darle confianza o es más un ultimátum? Proença, sin embargo, ha estado bastante bien en sus partidos, cómo podemos interpretar estas designaciones? En el último curso de árbitros de Élite, Development y algunos First algunos árbitros han fallado en las pruebas físicas, significa que UEFA quiere más de sus árbitros? Podéis imaginar la presión que puede sentir un árbitro al saber que dependiendo sólo de un partido y de su actuación puede terminar la temporada europea para él? Qué hacemos ahora si dependen de dos partidos?

2 comentarios:

Niclas E dijo...

Brych tiene 2. Bundesliga en 13/2, Stark no tiene ningun match en Alemania. Stark probablemente por Zenit Benfica or Lyon APOEL.

BB dijo...

And it is confirmed that Gräfe failed the fitness test? New info about that?