lunes, 22 de septiembre de 2008

Stéphane Lannoy


Vamos a un país de los punteros en Europa: Francia. Este país ha tenido un pasado reciente en lo arbitral brillante. Primero con Michel Vautrot, que en su último Mundial (1990) dirigió una semifinal. No fue el único representante francés en la cita, también acudió Joël Quiniou, que arbitró unos octavos y el tercer y cuarto puesto. Quiniou siguió con esta buena línea en el de 1994, donde volvió a dirigir unos octavos y fue el árbitro de una de las semifinales. A partir de ahí, si bien es cierto que Gilles Veissière fue el claro número uno francés, el nivel bajó . Después de Veissière, que arbitró la final de la UEFA de 2001, Eric Poulat. Bertrand Layec nunca ha tenido opciones ni de ir a Eurocopas ni a Mundiales, aún así, es un árbitro que participa en UEFA y en Champions regularmente. Poulat tuvo tiempo de participar en el Mundial de Alemania y poco más, se retiró antes de tiempo. Ahora es el turno de Stéphane Lannoy. Tiene 39 años y es internacional desde 2006. Como se puede comprovar, es de los más "recientes" en las listas internacionales. No le ha dado tiempo prácticamente a participar en ninguna Copa del Mundo sub, de momento sólo ha arbitrado a nivel FIFA en los Juegos Olímpicos de Pekín. No pasó de la fase de grupos. Su mayor logro hasta la fecha fue el ser seleccionado como cuarto árbitro para la Eurocopa de Austria y Suiza. Pese a ser un internacional tan reciente, puede decir que ya ha debutado en Champions en un Barcelona-Suttgart. Ya en su primera temporada como árbitro FIFA dirigió unos dieciseisavos de la UEFA. En la pasada temporada subió un peldaño más y arbitró unos octavos de la Copa de la UEFA. Un ascenso meteórico el de Lannoy, quizá demasiado, si fuera él el esloveno y no Skomina, veríamos si hubiera subido tan rápido, para mí es un árbitro flojo, por lo tanto, lo dejaría fuera del Mundial.